Simbyosi Inteligencia Colaborativa - Vivero de proyectos y tendencias del mundo cultural y social

Autovita, la capacidad de transformar nuestro entorno.

Arreglar el mundo….que osadía, ¿acaso podemos?,  ¿acaso es posible?,  ¿quiénes somos nosotros para salvarlo?…igual no quiere ser salvado, le gusta ser así. Es posible que tengamos lo que nos merecemos….Pero si que podemos transformar nuestro entorno, marcarnos nuestro propio destino, recuperar nuestras vidas, no ser simples espectadores. En definitiva intervenir en la construcción de nuestro entorno, combatir la resignación con posibilidades de acción y de transformación reales; eso sí de alcance local, sin pretensiones globales.

Autovita es un concepto que nos parece de lo más interesante, no por su carácter novedoso, en realidad viene de muy lejos,  sino por las posibilidades de convertirse en un modulador de la sociedad presente-futuro.

¿Qué es la Autovita?

La vieja idea  “si quieres cambiar el mundo tienes que empezar por cambiarte a ti mismo” evoluciona, da un paso más, estamos pasando a crear nuestros propios espacios de vivencias e interrelación con los demás. Una idea que se mueve entre espacios paralelos,  las “islas segregacionistas”  (la evasión del living in a bubble) y las células para intervenir y modificar la realidad imperante (transformación)

Algunos conceptos claves para entender el alcance y el significado de la Autovita

 1. Cultura colaborativa

La colaboración es un concepto clave.  Diría que el más importante. Un básico imprescindible, sin el cual ni la autovita  ni ninguno de los conceptos sociales que acoge sería posibles.

Si no hay colboración no hay nada. La autovita sólo seria un simulacro, una impostura, por lo que se convierte en uno de los principales frentes de batalla de esta tendencia social.

Conocer las claves de la colaboración en la sociedad moderna es imprescindible para cualquier actividad que implique una relación con o entre personas, desde la política a la gestión de empresas y, claro está, también para entender y ejercitar el nuevo marketing social.

Pero esto de la colaboración no es nada fácil, ni algo que precisamente fluya en la sociedad actual, donde lo habitual es la pasividad social y el egocentrismo.

Estamos acostumbrados a delegar nuestra pequeña cota de decisión y de poder en los demás; ya lo vimos cuando analizamos otra gran tendencia como es el consumo responsable (responsabilidad y consumo responsable. Are we Ready?). Es muy difícil colaborar. No sabemos, no estamos acostumbrados, no nos han enseñado, más bien al revés, nos han idealizado y preparado para competir. No es que la competencia sea mala, para nada, es algo tan natural y necesario como la colaboración para poder avanzar.

 2. Autogestión

Una idea o palabra que cada vez suena más, tanto, que corre el peligro de banalizarse.

La clave esta en la palabra “auto”. La autogestión se basa en la autonomía desde el esfuerzo y el trabajo de un grupo; es decir, decidir y hacer desde el propio colectivo.

Autogestión es la capacidad de desarrollarse por uno mismo, como grupo o como colectivo, de elegir nuestras metas u objetivos como el camino para la consecución de los mismos, así como la forma de medir estos logros: autoevaluación

En definitiva, auto-redefinir todo lo que acontece a un colectivo desterrando los clichés, sin premisas, desde el modelo económico hasta el sistema político o la toma de decisiones.  Curiosamente este concepto no viene de las comunas hippies, sino de la administración de empresas, y se aplicó inicialmente en la educación y en la psicología.

La autogestión materializa la idea de decidir por uno mismo, de construirse a sí mismo, sin influencias o manipulaciones más o menos tangibles y menos aún bajo los dictámenes de otros. Es el ideal de auto-controlar la vida de cada uno. Autogestiónarse es si quieres hacer algo, hazlo tu mismo, no esperes que los demás te lo indiquen. Si participas activamente logras sentirte parte de algo nuevo e innovador que uno mismo está construyendo día a día, en el que tus ideas y tu forma de pensar se tienen en cuenta en la creación y evolución del devenir de una comunidad.

4. Segregacionismo voluntario

Podríamos llamarlo también auto-segregacionismo. Representa, de nuevo, la idea de la independencia, esta vez entendida como mecanismo para escapar a lo globalizado, a las reglas escritas y no escritas que nos encorsetan y nos cuestionan o nos dificultan ser y hacer de otra manera diferente a la “tiránica” mayoría.

¿Podemos cambiar el sistema?, ¿para qué queremos cambiarlo?, ¿tenemos derecho a cambiarlo?, ¿Por qué nuestras ideas son mejores que las de otros? Segregarse es separarse, autoexcluirse…autoretirarse

Nos evoca la idea del ermitaño en su cueva, pero ya no está solo, está con otros, el mundo es cada vez más social, desaparecen los ermitaños,  y las cuevas como único espacio sin “contaminar”, independiente, ahora el espacio puede ser un simple local en el centro de una gran ciudad; o, incluso, por qué no, puede estar en el medio del mar

Dentro de este concepto hay dos proyectos segregacionistas increíbles que tienen al océano como espacio social libre.  Uno de ellos es el proyecto Seasteading con carácter  político, económico, y empresarial. La idea principal es: “crear ciudades flotantes hiperconectadas en aguas internacionales en las que comunidades de diferente tipo puedan desarrollar innovaciones sociales y experimentar nuevos estilos de vida y economía”. En este proyecto están, entre otros,  Peter Thiel. Sí, el creador de paypal y el inversionista principal de Facebook.

Peter Thiel – The Seasteading Institute Conference 2009 from The Seasteading Institute on Vimeo.

Y el otro proyecto, Open Sailing, de talante más artístico, que pretende crear un ecosistema autogestionado en aguas internacionales

Open_Sailing 4′ concept from Cesar Harada on Vimeo.

Autovita es  una fuente de inspiración, un  laboratorio donde se está experimentando con la sociedad del presente-futuro, espacios y proyectos de innovación y participación imprescindibles para desarrollar nuevos modelos de gobierno, productivos y de gestión

Una vez hablando de tendencias sociales preguntaron, ¿esto es lo que está ocurriendo o lo que te gustaría que ocurriese?  Después de pensarlo mucho respondimos…. Las dos cosas.

0 comentarios
Enviar comentario